Veintinueve muertos en un día, la cifra más alta desde el inicio de la pandemia en Argentina

Veintinueve personas murieron, la cifra más alta registrada en un día desde que comenzó la pandemia, y 826 fueron diagnosticadas con coronavirus en las últimas 24 horas en Argentina, donde 18 provincias dejaron este lunes atrás el «aislamiento social, preventivo y obligatorio», que se mantiene en el AMBA, y comenzaron a transitar una nueva etapa de «distanciamiento».

Con los datos incluidos en el reporte difundido esta noche por el Ministerio de Salud, el total de fallecidos a causa de la pandemia aumentó hasta 693, mientras los contagios llegaron a 23.620.

El Ministerio de Salud informó que de los diagnosticados desde marzo, 986 (4,2%) son importados, 9.822 (41,6%) contactos estrechos de casos confirmados, 8.919 (37,8%) casos de circulación comunitaria y el resto se encuentra en investigación epidemiológica.

En cuanto a los fallecimientos, la cartera sanitaria informó en su reporte vespertino que murieron catorce hombres, ocho residentes en la provincia de Buenos Aires, de 78, 40, 77, 42, 77, 74, 77 y 74 años; tres de la Ciudad de Buenos Aires de 86, 66 y 62; uno de 58 en la provincia de Chaco; uno en Tucumán, sin precisión de edad y el restante de 58 años en la provincia de Río Negro.

Además, fallecieron nueve mujeres: tres residentes en la provincia de Buenos Aires de 62, 77 y 80 años; cinco de la Ciudad de Buenos Aires de 76, 77, 86, 76 y 88 y una de 82 en la provincia de Río Negro.

El parte matutino consignó que murieron cuatro mujeres en la provincia de Buenos Aires, de 90, 96, 89 y 58 años y dos hombres, uno de 71 en la ciudad de Buenos Aires y el otro de 59 en la provincia de Buenos Aires.

Por otra parte, los habitantes de 18 provincias dejaron hoy atrás el «aislamiento social, preventivo y obligatorio» por el coronavirus y comenzaron a transitar una nueva etapa, de «distanciamiento», en la que podrán tomar café en los bares, volver a la peluquería, practicar deportes y, en muchos casos, retomar sus empleos con los protocolos sanitarios que la pospandemia incorporó a la nueva normalidad.

En tanto, el aislamiento social, preventivo y obligatorio se extendió desde hoy hasta el 28 de junio en el conurbano bonaerense, zonas de Córdoba, Chaco, Río Negro y Chubut y en la Ciudad de Buenos Aires, donde, donde no obstante se habilitaron este lunes actividades al aire libre, de 20 a 8 del día siguiente, y la apertura de comercios de cercanía de rubros como vestimenta y calzado.

Mientras, la etapa de aislamiento focalizado en el barrio Villa Azul, ubicado en los partidos bonaerenses de Quilmes y Avellaneda, comenzó hoy luego de 14 días de aislamiento comunitario que se instrumentó para contener el foco de contagios de coronavirus, se informó oficialmente.

La secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, dijo que el distanciamiento, que alcanza al 85 por ciento del país requiere de mucha coordinación entre las distintas esferas gubernamentales para «ir definiendo qué actividades se siguen retomando, con qué protocolos y monitoreando muy intensamente la situación epidemiológica».

Asimismo, el Ministerio de Salud actualizó la definición de casos sospechoso de covid-19 y estableció cuatro criterios de identificación.

El primero, incluye a toda persona con dos o más de los siguientes síntomas: fiebre de 37.5 Cº o más, tos, dolor de garganta, dificultad respiratoria, falta de olfato o gusto (anosmia/disgeusia) sin otra enfermedad que explique completamente el cuadro clínico.

El segundo
comprende a toda persona que presente «dos o más de los síntomas descriptos y requiera internación, independientemente del nexo epidemiológico».

El tercer criterio indica que debe considerarse caso sospechoso a quien «sea contacto estrecho de caso confirmado de Covid-19 y presente uno o más de estos síntomas: fiebre (37.5°C o más), tos, odinofagia, dificultad respiratoria, anosmia/disgeusia de reciente aparición.

El cuarto incluye a todo paciente que presente anosmia/disgeusia, de reciente aparición y sin otra etiología definida y sin otros signos o síntomas.

A su vez, la directora de la Anses, Fernanda Raverta, afirmó hoy que «hay una decisión política» del presidente Alberto Fernández de «llegar con los 10.000 pesos a todas las familias argentinas que no cuentan con un ingreso formal».

En tanto, el ministro de Obras Públicas de la Nación, Gabriel Katopodis, resaltó la reactivación de unas 270 obras públicas en el país y consideró que la construcción es el primer paso hacia una «nueva normalidad» porque genera empleo y suma otros trabajos periféricos «en la cadena de valor».

“Hemos puesto todo el esfuerzo de cara a mejorar la red pública de salud, la construcción de 12 hospitales modulares que ya se terminaron y mejoran la calidad del sistema de prestación de salud”, afirmó Katopodis a Radio Provincia.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may like