“Mucha gente se relajó y olvidó que está en pandemia, justo en el momento del pico de la pandemia”

Así lo consigno José María Malvido quien dirige la Unidad de Infectología del Hospital Provincial Balestrini de Ciudad Evita y aseveró que “no tiene ningún tipo de sentido las conductas tomadas hace unos meses si hoy no se pueden sostener y reforzar, es ahora cuando necesitamos ese cuidado”.

 José María Malvido dirige la Unidad de Infectología del Hospital Provincial Balestrini de Ciudad Evita
José María Malvido dirige la Unidad de Infectología del Hospital Provincial Balestrini de Ciudad Evita

Acerca del peligro de que se sature el sistema sanitario en este pico de pandemia, explicó: “Nosotros ya estamos en una especie de desborde contenido. Sabemos que no se ha llegado al desborde que nos exceda, estamos ante una situación que hace que todos los días tengamos que transformarnos, arreglarnos con el equipo sanitario que nos va quedando en función que mucho personal también va adquiriendo la misma enfermedad”.

En este contexto, reafirmó que la preocupación actual “es abrir nuevos sectores, ya sea de terapia intensiva como de internación, armando equipos disciplinarios donde, hoy por hoy, traumatólogos, cirujanos, endocrinólogos y de cualquier otra especialidad esta puesto a la causa de la pandemia”.

Con respecto al crecimiento del ritmo de contagios registrados en las últimas semanas, analizó “esperamos que aumente, sabemos que va a ser un aumento sostenido. Nosotros estamos preparados para este mes que va a ser muy intenso, no estamos esperando que esto pase en un par de semanas y se controle. La meseta es estar preparados para una situación de aumento y poder sostenerla”.

Acerca del aumento de la cantidad de consultas por otras patologías que en los primeros meses habían bajado, detalló que “en diferentes lugares se había marcado que bajaron las consultas y hoy estamos en el doble desafío, en una situación de pico de pandemia y una situación donde aquel que había postergado su enfermedad, la tiene que encargar y retomar”.

“Desde el punto de vista de infectología, en lo personal, veo todos los días 20 pacientes con coronavirus, pero en el medio tengo que ver a los demás pacientes, que no son menos de 200, por más que uno haga recetas o trate de derivar a aquellos que están estables, esas patologías ya no pueden esperar. Si a todo le sumamos la repercusión psicoemocional, estamos en una tormenta perfecta donde este es el mes para aguantar y contener todo eso”, sostuvo en una entrevista realizada por La Ciudad de Los Encandilados, de Radio la Ciudad.

Al pedirle su opinión sobre la flexibilización de la cuarentena y el mayor movimiento de gente en las calles, opinó: “Yo creo que ya hace bastante que la cuarentena está abandonada”.

Aunque manifestó que “la población ha incorporado ciertas conductas como propias, cuidados que son beneficiosas”.

“Hay que decirle a la gente que es positivo, negativo, o dado de alta (al coronavirus) que las conductas deben ser las mismas que desde el principio, porque uno siente que se van relajando por el tiempo y el cansancio”, alertó.

E insistió en que ahora es más necesario apelar a las conductas del cuidado, “ahora tenemos las camas llenas por eso necesitamos que no se relajen. No tiene ningún tipo de sentido las conductas tomadas hace unos meses si hoy no se pueden sostener y reforzar, es ahora cuando necesitamos ese cuidado”.

Y finalizó al lamentar que parte de la población “olvido que estamos en pandemia, justo en el momento del pico de la pandemia y no hay que relajar, hay que estar más atentos que nunca”.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may like