Comunicado del Municipio de La Matanza, ante la denuncia de vecinos por «olores nauseabundos»

El Municipio de La Matanza, a través de la Dirección de Defensa Civil, informó que ante la denuncia de vecinos de la calle Bedoya de Isidro Casanova por la presencia de olores nauseabundos, se procedió a la inspección del lugar conjuntamente con la Empresa Aysa y Bomberos Voluntarios de La Matanza, y se corroboró la presencia de un derrame en las cloacas que ocasionó la emanación de gases.

Ante la consulta de habitantes de la zona, la Empresa Aysa informó que «no existe riesgo de contaminación del agua y que es apta para el consumo ya que, como se verificó, el derrame del líquido se produjo en la red de cloacas y no en la red de agua potable». Ante dudas comunicarse todos los días durante las 24 horas al número 0 800 321 AGUA (2482).

«La investigación se realizó junto a la Autoridad Ambiental de la Provincia de Buenos Aires, a la Policía Ecológica y al área de Industria local. Se recorrió el trayecto del derrame y se encontró el punto donde radicaría el mal olor, en la intersección de las calles Polledo y Jofré de la localidad de Rafael Castillo. Allí se verificó la presencia de un depósito de camiones atmosféricos y una estación de servicios, los que fueron debidamente inspeccionados. De la inspección ocular, surgió la presencia de líquidos que eran derramados por los camiones atmosféricos, entre otras irregularidades, que fueron verificadas por las autoridades presentes», se detalló en el comunicado.

La investigación surgió a raiz de centenares de denuncias que realizaron los vecinos a vecinas, durante todo el miércoles que aseguraban que se percibía «un fuerte y persistente olor desconocido en el ambiente».

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may like